domingo, 23 de marzo de 2014

MASTURBACIÓN 3ª PARTE (Masturbación masculina)









Masturbación masculina


Por supuesto que la masturbación masculina es normal y está visto como algo natural, al contrario que la femenina, es muy recurrente la broma cuando un adolescente está en el baño decir que está tardando demasiado y hacer la típica sonrisilla, por poner un ejemplo.

O imagínate una conversación hablando de una foto de alguna revista en la que una chica sale desnuda y resulta que tiene novio, ellos dicen… “Pues a mí no me gustaría que mi novia saliera desnuda para que todos se pajearán viendo su foto” Claro... Porqué es normal que un hombre se masturbe viendo a una chica desnuda ¿no? Es curioso pero nunca lo he oído cuando el que está desnudo es un chico. Claro, es que nosotras somos muy discretas y, calladitas vamos haciendo camino.

Se puede pensar que el hombre, con un pene y unos testículos no tiene mucha técnica, arriba abajo frotar un poco y ya está, ¡ay! que equivocados estáis, hay un sinfín de formas de masturbarse y varias técnicas para que sea más placentera, os contare algunas que me han explicado, lo cual agradezco porque algunas las desconocía, yo soy la primera que estoy aprendiendo. 

¡¡Me encanta aprender, ya me conocéis!!

APRETARSE CON LAS MANOS:

Esta es la más normal, las manos envuelven el pene y suben y bajan, con la rapidez que al hombre le guste más.

LA SETA:

No me preguntéis, no sé quien le ha puesto el nombre. Este método permite el estimulo intenso de la cabeza del pene. Se lleva a cabo con las dos manos de manera que una mano está en la cabeza del pene y la otra a lo largo de él. Se debe frotar la cabeza del pene contra la mano que está encima, con movimientos circulares del pene.

ENTRELAZADOS:

Cruzamos las manos y en el hueco central colocamos el pene, y realizamos los movimientos corrientes de masturbación, los pulgares presionan sobre la cabeza del pene.

EL ANILLO:

Colócate en una postura para masturbarte cómodamente, saca el pene por el agujero de tu ropa interior, coge la parte inferior del calzoncillo y tira hacia abajo, entonces continua masturbándote, y te dará la sensación de tener presión en la base del pene, a modo de anilló, pero con más movilidad.

SIN TOCAR:

En esta técnica no se toca el pene directamente, se hace sobre la ropa, con una mano se presionan los testículos y con la otra se coge el pene con el hueco que forma la palma de la mano y los dedos.

LA CABEZA:

Esta técnica está centrada en la parte superior del pene, y la otra mano presiona la base del pene y los testículos, requiere lubricación.



EXPANSIÓN DEL PLACER:

Esta técnica necesita que prestéis atención, lo primero es buscar una superficie suave. Los talones que están debajo de las nalgas, deben abrirlas para que durante la eyaculación notemos el placer expandirse por debajo del escroto.

NOTA: Este método puede ser muy intenso, algunas personas han llegado a marearse, o dolerles la cabeza.


CON LOS DOS:

En esta técnica, te balanceas suavemente frotándote un objeto en el ano y los testículos. Durante la eyaculación, hay una sensación interesante junto con la presión del objeto en la zona anal. Puede dejarse el objeto inmóvil y solo utilizar la presión, o lubricarlo y moverlo adelante y atrás.

COPULACIÓN:

En esta técnica el cuerpo toma todo el protagonismo, las sensaciones son completamente diferentes al resto de técnicas, las manos simulan una vagina o ano, y el cuerpo copula al ritmo que más nos guste.

SIMULAR SEXO ORAL:

Para simular la sensación de unos labios deslizándose por la cabeza del pene es necesario lubricar la erección y sostenerla con una mano. Coloca los dedos índice y medio de tu mano dominante juntos y de manera horizontal, con la palma hacia tu rostro. Presiona el glande contra la abertura entre los dedos, los cuales deberán estar relajados, no tensos. Repite esta operación hasta que un tercio del cuerpo del pene haya pasado por la abertura, y luego vuelve a la posición inicial. Naturalmente hay que repetir. Mantén la posición del pene colocando la palma de tu otra mano sobre el glande y oprimiendo suavemente.

EL LECHERO:
Forma un “anillo” en la base de tu pene con el pulgar y el dedo medio de una de tus manos (los cuales deberán estar lubricados apropiadamente) y deslízalo a lo largo de la superficie del pene hasta llegar al glande. Cuando el anillo de una mano llegue al final del pene, forma otro anillo con la otra mano y repite la operación. La idea es seguir estimulando hacia arriba y nunca bajar.

AGARRE DEL MONO:

Esta técnica funciona especialmente para estimular el escroto con una mano mientras te masturbas con la otra. Si tu mano dominante es la derecha, en lugar de sostener tu escroto con la mano izquierda desde el lado izquierdo, pasa la mano izquierda por encima de la muñeca derecha y sostén el escroto desde el lado derecho. Parece complicado, pero si lo haces correctamente (al menos la primera vez) se sentirá como si alguien más estuviera sosteniendo tu escroto. 





Bueno, lo dejamos ya ¿no? Podría poner muchas más y no las pondría todas porque a cada uno le gusta de una manera y según lo que el cuerpo te pide en ese momento.

Por supuesto que dispongo de todo tipo de objetos para hacer mucho más placentera la masturbación y mucho más cómoda: bocas, vaginas, anos, manos, muñecas, aparatos rotatorios, succionadores y más, pero digo lo mismo que a las chicas, unas buenas manos también valen, pero eso sí, nada de objetos extraños, por favor.
.


¡¡Otro dia más y mejor!!

El sexo es algo maravilloso... ¡¡Desear no es malo!!






domingo, 16 de marzo de 2014

LA MASTURBACION 2ª PARTE (Masturbación femenina)










La masturbación femenina:

En la publicación anterior del blog, hablamos largamente sobre la masturbación, ya os adelanté que comentaríamos más extensamente el tema. 

Empezamos hoy con la masturbación femenina, porque es la más criticada, puede que sea por eso que me gusta, bueno, por eso y porque soy mujer, por si no os habéis dado cuenta ja ja ja

Creo que pasaremos ya a la práctica... ¿Y no os parece que la mejor forma de hablar de ella es que distintas mujeres nos cuenten sus experiencias?

Hablaremos de técnicas diferentes, contadas por mujeres que las practican.

Estimulación del clítoris indirecta:

"Uso mis manos y mi imaginación, y es probable que haya probado todas las posiciones y movimientos imaginables - la estimulación básica permanece siendo la misma. Uso mi dedo para estimular el clítoris, a veces insertando otro dedo en mi vagina al mismo tiempo. Cuando me masturbo toco solamente mi área genital, porque no me estimula tocarme el cuerpo en general, como sí lo hace mi pareja, si me toca toda."
 

"Uso un simple vibrador a pilas. Usualmente lo aplico al lado derecho de mi clítoris, usando un ligero movimiento circular. Comienzo con mis piernas abiertas, pero normalmente se cierran involuntariamente. Pienso que lo que pasa en mi mente (con quien fantaseo) es realmente más importante que los aspectos mecánicos."

Estimulación del clítoris directa:

"Uso mi dedo medio, humedecido, para estimular y frotar encima y alrededor de mi clítoris. Mi otra mano tira los labios hacia atrás, manteniendo una débil tensión sobre el área del clítoris. Alterno este frotamiento rápido del clítoris frotando más lentamente la entrada de la vagina. (Realmente, ’frotar’ es difícilmente la palabra correcta, porque es un toque muy ligero hasta justo antes del orgasmo, para cuando estoy muy mojada.) Mis piernas están muy abiertas, mis rodillas levantadas - no muevo mucho el torso hasta el orgasmo, cuando hay fuertes espasmos en mi torso y pelvis."


"Me masturbo con un cepillo de dientes eléctrico. Pongo una toalla húmeda sobre el cepillo y lubrico mi clítoris con loción. Me acuesto de espaldas con mis piernas abiertas. Con mi mano izquierda, abro los labios para exponer el clítoris, sostengo el vibrador con mi mano derecha y presiono suavemente sobre mi clítoris. A veces lo muevo hacia arriba y hacia abajo, a veces lo dejo en un punto, dependiendo de lo que se siente bien. Pero realmente nunca me excito hasta que comienzo a fantasear. No muevo mis caderas. Toda la acción es con la mano/vibrador y mi clítoris."


Estimulación del clítoris y penetración vaginal:

"Usualmente comienzo frotando mi clítoris en uno de sus costados, con mi dedo. A veces uso un espejo y observo - antes me paraba frente a un espejo grande. Luego, usualmente porque mi dedo realmente no me enciende mucho, saco el vibrador. A veces leo pornografía, a veces fantaseo. A veces saco el aceite para niños y froto mis pechos y mi vientre. Muevo el vibrador hacia arriba y hacia abajo a lo largo de la hendidura entre mis piernas. Usualmente una pierna está con la rodilla levantada, la otra abierta, sobre la cama. Muevo la parte inferior de mi cuerpo hasta encontrar el movimiento hacia abajo del vibrador. A veces, chupo mis dedos y humedezco mi seno, y sólo lo toqueteo, lo sacudo. A veces es poner y sacar el vibrador de mi vagina, como atornillando."


"Primero fantaseo hasta que me lubrico. A menudo me fastidio y contengo mi toque hasta que estoy muy excitada. A veces froto todo mi cuerpo sobre la cama, estando acostada sobre mi vientre, y de vez en cuando acabo de esa manera, pero usualmente estoy de espaldas. Primero acaricio los labios mayores, luego alrededor del clítoris, usando un movimiento circular, luego inserto un dedo en mi vagina, mientras estoy acostada de espaldas o de lado, y me muevo con él. Puedo acabar muy rápidamente si mis piernas están juntas, pero hay un mejor orgasmo cuando mis piernas están abiertas y trabajo más duro para él."
 

"Uso una mano y agarro el monte, froto por encima mi mano hasta sentir una sensación caliente, entonces abro mis labios con un dedo, y lo hago humedecerse moviéndolo arriba y abajo, entonces inserto un dedo en mi vagina y lo muevo arriba y abajo muy rápido mientras la palma frota el monte. Mis piernas están bien abiertas."


"Acaricio mis pezones para comenzar, y miro pornografía. Luego masajeo suavemente mi monte hasta estar totalmente excitada, entonces inserto mis dedos en la vagina y al mismo tiempo froto mi clítoris con mi palma. A veces chupo un pene de goma."


 

Estimulación del clítoris con penetración anal:

Froto mi clítoris con mi dedo índice izquierdo. Penetro mi vagina y/o recto con el dedo índice y/o medio de mi mano derecha y los muevo adentro y afuera a la velocidad que desee. Mis genitales alcanzan dos o tres niveles de intensidad de cosquillas - cada etapa más que la anterior. Froto mi clítoris con un movimiento hacia atrás y adelante. A veces uso artefactos caseros que tengan la forma de un pene, para la penetración."


"Me masturbo en un cuarto oscurecido. A veces leo literatura erótica, especialmente orientada hacia lo anal. Me estimulo con dedos lubricados o un aplicador vaginal de foam o una ducha o la punta de un enema. Usualmente hago movimientos circulares sobre mi área pubiana con una mano y toco mi ano con la otra mano, a veces insertando mi dedo u otro objeto en mi recto. No interesa si mis piernas están juntas o separadas. Me muevo muy poco."


A veces uso mis dedos sobre mi clítoris con uno adentro de mi vagina, y uno sobre el área anal o justo sobre el clítoris. Usualmente uso dos tamaños de vibradores - uno pequeño para mi ano y uno grande para mi vagina. Una mano la uso para el clítoris, la otra sostiene a los dos vibradores en su lugar. Las piernas usualmente están separadas. Movimientos Circulares."


Bueno aquí tenéis varias técnicas, existen muchas más, cada mujer es un mundo y solo vosotras sabéis lo que os puede gustar o no, pero no está de más probar cosas distintas a ver qué tal funcionan y, para las que nunca se han masturbado y tengan curiosidad de hacerlo, aquí tenéis unas cuantas ideas para empezar. 


Solo me gustaría decir una cosa, en cuanto a coger cualquier cosa que tengamos en casa para metérnoslas en la vagina o rozarnos con ellas, hay que tener mucho cuidado, hay juguetes sexuales muy económicos preparados para eso y totalmente esterilizados, pero si no queréis objetos sexuales por los motivos que sean, económicos, por vergüenza etc. Usar las manos, que son maravillosas, pero no os arriesguéis a coger una infección o produciros alguna herida en una zona tan complicada ¿vale?

Creo que ponerme ahora a hablar de la masturbación masculina sería demasiado para el primer día ¿no os parece? Y sinceramente yo ahora tengo demasiado calor, lo dejaremos para mañana, espero que estéis atentas porque igual que creo que ellos hoy habrán aprendido un poco el funcionamiento del cuerpo de una mujer, mañana podremos aprender nosotras de el de ellos.

Estaría encantadísima de que me pusierais comentarios al respecto, si os ha servido de algo, si vosotras utilizáis otras técnicas que aquí no se han dicho, si nunca os habéis masturbado, si os parece mal, si os parece bien, cualquier cosa.


El sexo es algo maravilloso... ¡¡Desear no es malo!!



domingo, 9 de marzo de 2014

LA MASTURBACIÓN


                                                             



La masturbación.

SÍ, por supuesto que todos sabemos que es la masturbación, estamos cansados de oírlo, pero hoy vamos a ampliar más el tema.

Su definición más exacta: La masturbación, tanto femenina como masculina, es la estimulación de los órganos genitales con el objeto de obtener placer sexual, pudiendo llegar o no al orgasmo. La masturbación suele efectuarse con las manos o mediante el frotamiento de los genitales contra algún objeto adecuado, como los llamados juguetes sexuales, para obtener este tipo de excitación.

Bien, hasta este punto creo que lo tenemos todos claro, aunque yo, el tema ese de “llegar o no al orgasmo” no estoy muy de acuerdo, porque ya que te pones llegas al final ¿no?

Es difícil de creer pero, aunque ya se ha hablado mucho y, estemos más abiertos en temas sexuales, la masturbación sigue siendo un tabú, y si es una mujer la que lo practica mucho más, porque claro en los hombres es normal porque como necesitan más sexo… ¿Qué? Permitirme que me ría, ja ja ja. ¡¡Ay ya está!!


Lo que no sabéis es que según las encuestas, las mujeres nos masturbamos más que los hombres, con la diferencia de que no lo vamos diciendo por ahí porque claro, si una mujer se masturba….

¿y cuando alguien se masturba y resulta que tiene pareja? ¡Pecado mortal! De ahí al infierno, y como una mujer pille a su marido en el baño masturbándose, ¡cuidado que ahí estalla la guerra! sabéis que es verdad, no me digáis que no, otra cosa es que la masturbación entre dentro del juego que en ese momento estéis haciendo y lo hagáis juntos, ¿pero cada uno por su cuenta? Ahí la cosa cambia.

La masturbación tiene muchos nombres coloquiales, el más conocido por supuesto, hacerse una paja, pero hay muchos más...


Para la masturbación masculina
Manola o manuela, limpiar la tubería, darle a la manivela, menear la salchicha, gayola, pajote, tocar la zambomba, alemanita, echar un cinco contra uno, sacudírsela…

Para la masturbación femenina: Dedito, mover la ficha del parchís, tocar la campana, amasar la nata, tocar el arpa, o uno muy conocido “yo eso no lo hago”, podría decir infinidad más pero creo que con estos bastan para hacernos una idea. 

Son  muchas las informaciones interesantes que existen sobre la masturbación a lo largo de la historia, unas veces fue totalmente aprobada por todos y era algo normal, y otras fue perseguida muy duramente haciendo atrocidades a los que la practicaban, no os lo contaré para no extenderme demasiado, pero si os dejo un enlace interesante, por si queréis saber más.

http://franciscojaviertostado.com/2013/06/03/la-masturbacion-una-historia-de-pecado/


Es muy sorprendente saber todo lo que se ha hecho respecto a un tema tan privado.
En la próxima publicación del blog seguiremos con la masturbación, pero esta vez de una manera más práctica, empezaremos por la femenina, ¡chicas estar atentas porque os diré distintas técnicas!... Solo por curiosidad claro.

Espero os haya resultado interesante esta pequeña introdicción a este tema, iremos poco a poco, y como siempre os digo...


El sexo es algo maravilloso... Desear no es malo.